miércoles, 23 de mayo de 2012

La huelga: protagonista del arte socialista rumano

La huelga ha sido desde los principios mismos de la industrialización la principal arma de la clase trabajadora para mejorar su nivel de vida, conquistar derechos, y, en ultima instancia, preparar el camino a la Revolución  con el objetivo de, finalmente, convertirse en dueños de su trabajo y de su producción.

Portada de la Revista Urzica (18 de mayo 1949)
Entre los medios del conflicto con la patronal, la huelga es la máxima expresión de la lucha obrera. Si trabajar es el derecho más sagrado del trabajador, renunciar a él voluntariamente, aunque solo sea de forma temporal, tiene un sentido profundo de denuncia de la alienación y la explotación, de cuestionamiento del sistema de clases, de la injusticia sobre la que se organiza la sociedad clasista, que somete a la clase trabajadora para favorecer a otras capas sociales parasitarias.

La autoorganización obrera no es solo la condición de la victoria: es también la promesa de un mundo nuevo, de un orden social diferente, de la emancipación humana y la justicia restablecida.

Estos ultimos años de postración de la clase trabajadora,  derivada de la derrota temporal del proyecto emancipatorio socialista en Europa, son también, y no sin relación con lo anterior, años de crisis económica, corrupción política y frivolidad cultural: son las bases del camino del fascismo, que de nuevo vuelve a instalarse creciente y cada vez mas descaradamente en la sociedad, adulado por mercenarios mediaticos y artistas vendidos al mejor postor.

Los capitalistas saben que la unica opcion de seguir disfrundo de privilegios y lujos a costa del trabajo de la mayoria pasa por seguir convenciendo a los trabajadores, con las mismas o nuevas mentiras y engaños, de que la lucha de clases no existe y que todos somos iguales ante la ley y compartimos intereses, y que por lo tanto, y de ahí de la criminalización de la lucha y de la historia del movimiento obrero (incluyendo la construcción del primer estado de los trabajadores de la historia, la URSS), la huelga no sirve de nada o perjudica a todos.

Durante la República Popular Rumana, y despues en la República Socialista de Rumania, el arte, al servicio de la clase trabajadora y no de intereses economicos particulares o del ego hueco del artista, nunca dejo de recordarse el papel esencial de la huelga como principal arma para la emancipación de la clase trabajadora y, por lo tanto, de la lucha para la construcción de ese mundo nuevo donde ningún hombre explotara a otro, y en el cual nadie pudiera disfrutar de privilegios y lujos a costa del sudor y el sufrimiento de la mayoria.

Una lucha de clases en la que, como defendia Stalin frente a otros que creian que ya estaba todo hecho,  no se puede bajar jamas la guardia, y en la que siempre queda mucho por conquistar y defender. Por otro, a pesar de que se amplifique por doquier que es inutil y equivocada, la realidad es que los capitalistas nunca abandonan la lucha para aumentar el beneficio extraido exprimiendo el trabajo de los que ellos, por mucho que cacareen etiquetas vacias como "democracia" , "derechos humanos" o "libertad", siempre consideraron, y seguiran haciendolo, solamente esclavos.

A continuación, se recopilan algunas expresiones artisticas de los principales creadores rumanos del siglo XX, centradas en el recuerdo y el homenaje a la huelga y los trabajadores combativos, conscientes, en su lucha y sus consecuencias (carcel, represión, asesinato), en aquellos que nunca bajaron la guardia hasta conseguir derrotar al capitalismo fascista y construir la democracia popular (con especial presencia de una de las huelgas mas importantes de la historia del movimiento obrero rumano, la de los talleres ferroviarios de Grivita en 1933):

Como recuerdo y llamada de antención sobre el único camino que siguen teniendo los trabajadores del mundo para lograr su libertad, en estos tiempos en los que con la excusa de la crisis economica los capitalistas dan constantes vueltas de tuerca sobre el cuello de la clase trabajadora, veinte años despues de que esta se quedara sin referencia, y de que el capitalismo aprovechara para intentar convencer a todos, y asi de paso lograr su definitivo sometimiento y resignación, de que habia llegado el final de la historia:

Noel Roni

Vasile Dobrian

Jules Perahim

Zoltan Andrassy

Mihail Gion

Marcel Chirnoaga

Traian Vassai

Mihail Gion

Geta Bratescu

Mihail Gion

Jules Perahim

Gheorghe Naum

Stefan Szonyi

Gheorghe Adoc

Alma Redlinger

Marcel Chirnoaga

Iuca

Marcel Chirnoaga

Marcel Chirnoaga

1 comentario:

Ciberculturalia dijo...

José Luis, magnífica colección, desde todos los puntos de vista. Ese homenaje a los huelguistas y a la defensa de sus derechos es de viva actualidad. Desde el punto de vista artístico (se que mensaje y expresión están indisolúblemente unidos)la colección es impecable y bellísima.
Un beso

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...