sábado, 2 de julio de 2011

90 años del Partido Comunista de China


El Partido Comunista de Chino ha celebrado su 90 cumpleaños habiendo llevado a su pais a ocupar el puesto de Primera Potencia Mundial, algo que el capitalismo creía impensable cuando los oportunistas sovieticos derrumbaron la URSS y entregaron la riqueza de su pueblo a manos de criminales nacionales o extranjeros (e intentaron hacer lo mismo en China organizando aquella revolucion artificial de la Plaza de Tiananmen).

Es cierto que el crecimiento de la economia china está provocando grandes contradicciones, la principal la creacion de grandes desigualdades que son inaceptables en un sistema socialista, aunque en ningun momento se ha descuidado otro principio básico del Socialismo: el bienestar integral de los trabajadores.

El futuro se presenta lleno de contradicciones inevitables (la historia es una constante contradiccion que hay que ir resolviendo por metodos dialecticos), y al Partido Comunista le toca resolverlas para evitar que, como paso en la URSS, los miembros de la elite economica (que en aquel caso no eran en ningun caso multimillonarios) acaben destruyendo el sistema desde dentro, y provocando una catastrofe social similar a la que ha tenido lugar en Europa del Este.

El marxismo debe adaptarse a las diferentes circunstancias
historicas, pero sin olvidarse de sus principios y fines basicos
Como seguramente le recordarian hoy Mao o Stalin, la labor del partido es también la de estar siempre alerta para mantener viva la lucha de clases, y controlar de cerca las intenciones de los miembros, abiertos o encubiertos, de la clase capitalista, siempre dispuestos a destruir la riqueza y el bienestar colectivo en su propio beneficio.

De hecho, y como advertencia, y aunque la sociedad de la URSS y la China tiene grandes diferencias, recordemos que el olvido de la lucha de clases con la llegada del revisionista Kruchev tras la muerte de Stalin, y la instauracion de la inexistente sociedad sin clases, fue la que provocó la separación pueblo-partido y la creacion de una elite que fue la que organizo los golpes de estado internos para que sus privilegios se multiplicaran por diez de la mano de la instauracion de un régimen capitalista (mientras los derechos y logros de los trabajadores eran destruidos).

En el discurso de Hu Jintao el dia 1 de julio con motivo del feliz cumpleaños, afirmó que

"Los comunistas chinos tenemos la firme convicción de que los fundamentos del marxismo representan una verdad científica irrefutable y de que el marxismo debe enriquecerse y desarrollarse sin cesar a medida que se desarrolla la práctica, no habiéndolo considerado nunca un dogma vacío, rígido y estereotipado".

Totalmente de acuerdo, siempre que no se olviden algunos principios básicos del Socialismo, como, por ejemplo, el objetivo principal de erradicar la explotacion de unos sobre otros tipica del capitalismo a traves de la lucha de clases, el aseguramiento del desarrollo integral de todos los hombres y mujeres (educación, sanidad, cultura, deporte, etc..), y la primacia de lo social sobre el mero crecimiento económico.

15 comentarios:

doom dijo...

Hola camarada;

Este es mi blog http://verdadverdadera89.wordpress.com/ estoy trabajando en el,he tenido unos problemas tecnicos.

Nos vemos.

-DooM-

Antonio dijo...

China ¿comunista?

Perdona que me descojone...

Anónimo dijo...

Hace años un comunista chino me dijo que a ellos no les iba a pasar lo que a los soviéticos, y por ahora el imperialismo no ha podido siquiera dividir y debilitar por más que lo intentan.
Siempre un "socialismo con peculiaridades chinas" es infinitamente mejor y ventajoso que claudicar, rendirse y entregarse al Imperialismo criminal.
Jucheano

SADE dijo...

Desgraciadamente, camaradas, China no es un país socialista por mucho que el partido que dirige China lleve el nombre de "comunista".

En China la restauración capitalista se produjo tras la muerte de Mao. Desde entonces, ha habido un paulatino alejamiento de las autoridades chinas del objetivo de una sociedad sin clases y un mundo socialista avanzando hacia el comunismo.

El práctica comunista del porvenir, la que ha de hacer la revolución, debe tener claras cuestiones como ésta.

Saludos rojos.

Jose Luis Forneo dijo...

De acuerdo con Jucheano. Aunque el socialismo chino tras la muerte de Mao tenga muchas cosas muy criticables y mejorables, es mejor (especialmente para los chinos) un socialismo particular que el desastre que ha sobrevenido en Europa del Este y por extension a todo el mundo cuando el capitalismo se instauró y los criminales se repartieron toda la riqueza de los pueblos.

Aun asi, y como he dicho, hay que ser criticos con China, pues es inaceptable que existan multimillonarios capitalistas que incluso se atreven a dejar a trabajadores sin su empleo.

Saludos

SADE dijo...

La cuestión,camaradas, no es si es mejor el capitalismo chino o el rumano. De lo que se trata es de acabar con el capitalismo, con toda forma de capitalismo. Y con mayor razón con aquel que se esconde tras una hoz y un martillo, provocando de esa manera confusionismo ideológico.

Camaradas, hoy, en la China "socialista" la explotación del trabajo asalariado es brutal, las huelgas y la lucha obrera están en aumento, así como la represión antiobrera y anticomunista, y la camarilla que dirige el país está muy lejos de construir poder popular e internacionalismo proletario.

Desenmascarar a los capitalistas chinos debe convertirse en la tarea de quienes queremos un mundo auténticamente socialista.

Claro que fue un desastre -desde el punto de vista social- la caída de los regímenes de Europa del este. Pero no cayeron por ser socialistas -como no cayó la URSS en 1941 cuando el capitalismo la agredió brutalmente-. Cayeron precisamente por no ser socialistas y no contar con el apoyo de la clase obrera: ocurrió lo mismo que hoy está pasando en China. La única diferencia es que la burguesía china, por razones de prestigio, aún no se ha librado de los símbolos.

Recuerden, camaradas, que a Hitler no le hizo falta derogar la Constitución de Weimar de 1919, de corte marcadamente socialdemócrata y progresivo. Y sería un evidente error considerar a Hitler y al nazismo como un régimen socialista o socialdemócrata.

Jose Luis Forneo dijo...

Sade, también tienes razon. El Socialismo sovietico cayó por el abandono gradual del socialismo, y este es un grave problema tambien en China. La cuestion es que hay que combatir los errores de China, pero sin olvidar que hay que hacerlo para que triunfe el socialismo de verdad, evitando que lo que triunfe sea el capitalismo salvaje. Es cierto que hay que denunciar los desvios procapitalistas del socialismo chino, pero tambien lo es que lo que habia antes de 1990 en los paises socialistas era mucho mejor para sus pueblos que lo que tienen hoy.

No obstante, es cierto lo que dices: tenemos que denunciar las tendencias capitalistas que se esconden tras la hoz y el martillo, y combatir el capitalismo en todas sus formas, pero siempre pensando en que el objetivo es que el socialismo triunfe, evitando caer en la tentacion de facilitar al capitalismo su exito total.

Salud y gracias por lo comentarios

SADE dijo...

Estoy de acuerdo contigo, camarada Forneo, en que lo que había en Europa del Este en 1989 era mejor que lo que hay ahora. El pueblo no se moría de hambre, existían educación y vivienda gratuitas, etc. Pero el problema es que eso no era socialismo.

La dirigencia "comunista" rumana de 1989 era, salvo honrosísimas excepciones como G. Apostol, la columna vertebral de la clase burguesa dominante actual.

¿Qué "socialismo" puede ser aquel en el que los dirigente políticos llamados a acabar con la sociedad de clases, de un día para otro, se convierten en multimillonarios y en los más fieles aliados de la OTAN?

¿Qué socialismo puede ser aquel en el que los obreros no se levantan para defender lo que es suyo, lo que ellos han creado y construido: la riqueza colectiva rapiñada por personajes que en su día tuvieron un carnet de un partido "comunista"?

Es natural que en Rumanía y otros países del este se recuerde favorable y positivamente el periodo socialista y el "socialista" (en puridad, antiestalinista, tras 1956). Pero para reconstruir el socialismo es deber nuestro elaborar una crítica general de la experiencia socialista y no aferrarnos a símbolos, a recuerdos, a nostalgias, que no nos llevan adelante sino hacia atrás. ¡Que no nos engañe el rojo de los revisionistas chinos!

Es el futuro de lo que debemos apoderarnos.

Saludos fraternales desde Odio de Clase.

Anónimo dijo...

Opino que en lineas generales tenemos la misma visión sobre el socialismo chino, pero tengo discrepancias sobre las anteriores experiencias socialistas y sobre todo con la idea de que China es un capitalismo pura y llanamente.
No es ni el lugar ni el momento para hablar de análisis dialéctico ni de estrategia y táctica del PCCh, por ahora, por experiencia pienso que no debemos caer en la trampa imperialista de venir a los comunistas con que China no es comunista y unirnos a ellos para acabar con el poder del PCCh. En Europa Oriental muchos se manifestaron al compás del Imperialismo para denunciar el socialismo real, deseaban otro socialismo, pero ya hemos visto lo ocurrido. El troskismo celebraba el fin del "stalinismo" y pintaba un porvenir socialista verdadero para la URSS. Los sindicalistas de Solidarnost pedían reformas en el socialismo, pero se aliaron con el Imperialismo y ahora ni sindicato ni astilleros ni la propia Gdansk.
Fin del poder religioso,terraterniente y burgués, abolición de la propiedad privada, trabajo como deber para todos, fin de los privilegios, igualdad de oportunidades y un largo etc... si eso no es socialismo al menos se acerca mucho ¿no?
Jucheano

Quibian Gaytan dijo...

Le felicito por el pronunciamiento favorable al hecho histórico de la fundación y lo realizado por el Partido Comunista de China. Aunque me displace su renuencia a reconocer el hecho de la restauración capitalista y la política imperialista de los actuales gobernantes chinos. Con tal actitud poco favor hacemos al proletariado chino en su lucha por la restauración del socialismo auténtico.

Jose Luis Forneo dijo...

Qubian... En ningun momento he dicho que apoyo el sistema actual que existe en China. Simplemente he dicho que aunque tras la muerte del gran Mao algunas decisiones han provocado consecuencias inaceptables, que hay que cambiar, el hecho de que China haya resistido la embestida del Imperialismo y que, a pesar de las posibles criticas, el Partido Comunista siga centralizando las decisiones, es un exito.

Despues, como digo en mi entrada, hay que recordar al comunismo chino que no se puede olvidar de los principios socialistas basicos, especialmente aquel que habla sobre el fin de la explotacion del hombre sobre le hombre, por lo que tendria que revisar su politica economica que produce cientos de criminales (capitalistas) al dia.

Como sucede en Republica Moldova, donde el Partido Comunista no realiza una politica comunista sino que se mueve en los limites de la democracia representativa actual, es bueno criticarle, pero tambien apoyarle en su lucha contra la brutal campaña de anatemizacion y criminalizacion de parte de multinacionales y oligarcas. Una cosa, la critica, no quita la otra, el apoyo al comunismo en los contextos de resurgimiento del fascismo y anticomunismo feroz en el que tiene que desarrollarse.

Un saludo

Jose Luis Forneo dijo...

SADE: Tienes la razon en cuanto a lo que dices del Socialismo del Este (y el caso rumano). El Socialismo fue olvidandose para convertirse, de mano de lo que se tranformo en la elite, en un capitalismo de estado (y esa misma elite dio el golpe de estado que acabo con los derechos de su pueblo). Ese es un grave peligro para China. Pero, y a pesar de que yo he sido muy critico con el comunismo chino en este blog, esto no quita que cualquier movimiento comunista actual, por imperfecto que sea, sea siempre una buena noticia hacia fuera, aunque luego la analicemos y critiquemos entre nosotros como debe hacer cualquier marxista-leninista, para el que la critica y la adecuacion dialectica a las circunstancias es irrenunciable.

Compartiendo que el camino que lleva China no es el correcto, y es bastante perjudicial para el proletariado y el campesinado, tambien creo que la resistencia de China tras los intentos de acabar con ella de Tianannmen es una mala noticia para el imperialismo y, por lo tanto, en ese sentido (aunque sea solo en ese), una buena noticia para el comunismo internacional y el antifascismo.

Un saludo

Anónimo dijo...

Porque no hablamos de Cuba puesto que es el unico bastion del Comunismo el resto se a extinguido como las especies animales que no se adaptan a su tiempo y que frente a la competencia de otras mejor preparadas sucumben, la naturaleza es sabia y junto con el tiempo dictamina quien tiene o quien no tiene la Razon en estos momentos existe un solo sistema y es el capitalismo como el sapiens que termino extingiendon a sus antecesores por estar mejor preparado que argumentos les quedan ya hoy a los comunistas para defender una filosofia IRREAL pero muy bonita a los oidos de las gentes como la religion que bonito es pero que desgraciadamente IRREAL hoy en dia no queda mas que ponerse manos a la obra y ser constructivos dentro del terreno de juego que queda y si no es bien sencillo volvamos a las armas y empecemos a tiros como hace ya unos años para que????? pues para que al final como ley fundamental el agua vuelva al rio como es natural o sea que el capitalismo vuelva como siempre a sido, LOS BURROS NO BUELAN CAMINAN ojala volaran pero esto es la vida real y la vida es dura muy dura y el comunismo y la religion es para los desgraciados que no tienen nada (la fantasia es barata) y los que la profesan unos charlatanes que en el fondo no buscan mas que agarrarse a una teta de donde poder chupar
si hay un sistema que ha hecho subir el nivel de la poblacion mundial esto es el CAPITALISMO y el que no este contento que vaya a tirar pedradas al primer banco que encuentre, pero eso si cuidado que si lo haces a lo mejor no te prestan el dinerete para comprarte esa casa o la motito aquella tan chula (diabolicamente producto capitalista)

Papageno dijo...

Hay que ser conscientes de estos dos puntos, distintos pero emparentados:

1) El "comunismo" chino está muy adulterado y lejos del ideal de igualitarismo que dio origen a ese movimiento. Está en franca decadencia y no sabemos si no terminará como en Rusia y demás países, donde el asedio del capitalismo y la progresiva relajación interna acabaron por hacer colapsar el sistema.

2) Que el capitalismo todavía vea en China un enemigo a batir está basado ya más en el poder económico chino que en la amenaza ideológica de "contaminación" comunista. Pero es también evidente que China no se ha plegado aún a los dictados del capitalismo mundial y por eso se la ataca y se la intenta presentar como un poder dictatorial y despótico. Este ataque del capital hacia China es una muestra de que aún sigue siendo un poder "opuesto" a sus intereses. Sólo en este aspecto es motivo de alegría para los comunistas del mundo. Pero hay que tener cuidado con esto, ya que puede ser bastante engañoso. No todo poder opuesto al capitalismo (por diferentes razones) puede contar con nuestra aprobación como comunistas. Cumplen un papel de antagonistas del capitalismo americano y europeo, pero eso no los convierte en deseables para el ideal comunista. Ejemplo: talibanes de Afghanistan.

Un saludo

Quibian Gaytan dijo...

Una verdad de a puño: "el comunismo de gulash = capitalismo". Fue la sopa de vegetales conque los revisionistas chinos "compraron", o mejor conque la pandilla Hua Kuo-feng y Teng Tsiao-ping cubrieron su golpe de estado antisocialista, el poder político al proletariado allí. Y sin el poder político la clase obrera no tiene nada o pueden decir que ¿hoy el proletariado chino es el dueño del Estado en China? Luego fue despojado, incluso, de su destacamento de vanguardia, con eso de que "los capitalistas pueden ser miembros y dirigentes del Partido Comunista".
¡"Socialismo", sólo de etiqueta! Imperialismo capitalista con características chinas o remedo del Estado burgués de bienestar, sin el bienestar. Sólo ver la luchas obrera y la lista de los multimillonarios "socialistas" chinos. No cerrar los ojos: ayudar a que el proletariado allí construya un nuevo Partido Comunista de nuevo tipo y a que realiza la inevitable Segunda Revolución Socialista y a que edifique el socialismo con características marxista-leninista-maoísta. Todo lo demás es rivalidad interimperialista por la hegemonía del mundo.
Quién se deja sorprender se descojona. Esa es la última lección del proletariado chino a los pueblos del mundo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...