martes, 6 de septiembre de 2011

Entrevista a Andrei Micu, el último brigadista rumano (Segunda Parte)

En la  primera parte  de la entrevista a Andrei Micu, el último rumano que continua vivo de los que vinieron a luchar a España contra el fascismo internacional, pudimos leer cómo el protagonista entró en contacto con el comunismo y cómo sus principios internacionalistas y solidarios le llevaron hasta España. Tras la derrota y el abandono de las potencias occidentales a la República, Micu nos contó como pasó de campo de concentración en campo de concentración hasta su regreso al pais en 1948.

En esta segunda parte, Micu nos cuenta como fue la construcción del Socialismo en Rumania, y como, tras la muerte de Stalin y el comienzo del llamado proceso de desestalinización, las tendencias nacionalistas se hacen mas fuertes y sus defensores proceden a echar de los puestos de poder y responsabilidad a los internacionalistas que llegaron con el ejercito sovietico tras haber sido parte del Comite Central del Komitern (Vasile Luca, Ana Pauker, Walter Roman, Teohari Georgescu, etc...) y a muchos de los comunistas que lucharon en España en las Brigadas Internacionales, como él.

Las opiniones de Micu muestran a un comunista coherente y convencido de que solo los principios marxistas pueden ser la base de la construcción del Socialismo, testigo de como el pensamiento pequeño burgues fue haciendose fuerte en la Republica Popular (por una falta de persecución contra los reaccionarios y complices), provocando un alejamiento del partido y del gobierno de los trabajadores y la creación de la Republica Socialista Rumana, donde la elite politica se convertiría en una clase profesional con objetivos cada vez mas alejados de la construcción del Socialismo y del bienestar del pueblo. 

Esta élite sería la que acabaria dando el golpe de estado criminal de diciembre de 1989, y repartiendose el poder en el reinstaurado régimen capitalista, mientras saqueaban y destruidan la riqueza del pueblo para enriquecerse ellos y entregar el pais a las multinacionales occidentales.

Aun asi, a pesar de los defectos que llevaron a su final, Andrei Micu nos recuerda que los logros del Socialismo en Rumanía (educacion, vivienda, cultura, industria y agricultura, etc...) no van a ser disfrutados por los rumanos en mucho tiempo, pues solo a través de la propiedad socialista de los medios de producción la riqueza puede ser destinada al bienestar colectivo en lugar de, como ahora, al beneficio de unos pocos magnates y una pequeña élite económica.

La entrevista es un testimonio esencial sobre el movimiento comunista en la Rumania de entreguerras, sobre la participación de los brigadistas internacionales rumanos en la Guerra Civil Española, sobre las ambiguedades de la Europa "democratica" con el fascismo, sobre los campos de concentración (y las diferencias entre los de los paises reaccionarios y los de la URSS) y, sobre todo en esta segunda parte, de los 45 años de construcción de Socialismo en Rumania, tanto de sus logros como de sus defectos.

En cuanto a estos últimos, Micu señala en especial las consecuencias de la desestalinización en los años 50 y el apartamiento progresivo de los comunistas que defendían los principios básicos del Socialismo frente a las tendencias nacionalistas pequeño-burguesas, que acabarian provocando el golpe de estado de diciembre de 1989.

Además Micu desmiente la propaganda anticomunista que acusa a la Republica Popular Rumana de graves crímenes contra la humanidad, especialmente en las prisiones. En aquella época, Micu tenía bajo su responsabilidad a los directores de las cárceles rumanas, y afirma que todo lo que se dice es mentira (es decir, producto de la necesidad de criminalizar al comunismo debido al miedo que las elites tienen a que el pueblo vuelva a reclamar lo que es suyo). No se trata mas que de una nueva muestra de manipulación de la historia como ha tenido lugar en cualquier lugar del mundo donde los trabajadores han tomado el control de los medios de producción y han hecho que  los parásitos capitalistas no puedan vivir del cuento y del trabajo de los demás.

Veamos como termina la entrevista:

"Me ha dicho antes que su padre y su madre (Rosa) habían sido ejecutados por los fascistas en 1944, ¿cuándo se enteró de esto?

Andrei Micu: un ejemplo de coherencia y lucha
por el bien colectivo
En 1948, después de regresar a mi país. Hago un paréntesis. Entre 1942 y 1943 , cuando estaba en Cluj, no solo mi padre y mi madre Eva eran miembros de la resistencia antifascista, sino también mi primera esposa, Herta David. Con ella tuve una niña, Mariana. Para mi era mi esposa, aunque no estabamos casados, pues no teniamos cómo, ya que no teníamos los documentos en regla. La amé mucho. En aquel desgraciado año, 1944, en abril, ella fue detenida y enviada a Auschwitz junto con la recien nacida Mariana. Murieron allí las dos, probablemente gaseadas, nunca lo supe con seguridad. Herta tenia otros dos niños de un matrimonio anterior. Fueron asesinados los cuatro. Tras el golpe de estado de Szalassi de marzo de 1944.

De estas cosas tuve conocimiento cuando me presenté en el Comité Central del Partido tras mi regreso. Inmediatamente fui a Cluj, donde visite a la tercera mujer de mi padre, rumana. Ella me contó como murieron mis padres.

¿Que más se puede decir? Las tragedias de la vida...¿Qué impresión tuvo cuando volvió a su país? De hecho usted podía haberse establecido también en Hungría, no solo en Rumanía.

Yo me considero un internacionalista. Soy a la vez húngaro y rumano. La suerte quiso que desarrollara mi actividad comunista donde era necesaria. Y asi sucedió también en Rumanía. Por otra parte, hasta 1941 tenía la ciudadanía rumana. Ciudadano húngaro no fui nunca con los papeles en regla. Ahora tengo también la ciudadanía española, pero esta es otra historia.

¿Cómo la ciudadanía española?

Muy simple. En 1996 el gobierno de Felipe González aprobó una ley por la cual los antiguos combatientes en España, independientemente del lado en que lucharan, recibirían automáticamente la ciudadanía española. Hice uso de esta posibilidad. Fui entonces a España, y me encontré con los luchadores por la libertad que aun quedaban vivos. Rumanos todavia eramos dos: Florescu, que sería Ministro de la Industria Quimica del gobierno socialista rumano, y yo.

Volvamos a mi impresion sobre Rumanía. Sobre la Republica Popular Rumana me hice una impresión buena. Al cruzar la frontera, por Ungheni, mi primera visita fue al Comité Central del Partido de los Trabajadores Rumano (como pasó a llamarse el PCR). Me recibieron con los brazos abiertos. De aquellos camaradas supe que mi madre Madalena se había mudado a Arad. Después de visitar en Cluj la tumba de mi padre y Eva, fui a Arad a visitar a mi madre. El reencuentro fue emocionante. Cuando me asignaron una casa, traje a mi madre a Bucarest, para que viviera conmigo. Desde 1949 hasta 1970. Esos 21 años estuvimos juntos. Murió en 1970, a los 88 años. La incineramos en el crematorio de la capital.

¿A quién apreciaba más del Comité Central?

El hombre al que más respetaba era Vaile Luca. Estuve con permiso medio año para resolver mis asuntos familiares. Vasile Luca me ofreció un trabajo el 1 de junio de 1949 en el Ministerio de Interior, Direccion General, de Cuadros. Mi jefe directo era Teohari Georgescu. No crea la propaganda maliciosa contra él. Era un comunista fiel a la causa de los trabajadores.


Miembros del partido y del gobierno de la Republica Popular Rumana

¿Qué grado recibió en el Ministerio de Interior?

Recibí el grado de mayor. Como jerarquia, era equivalente a un teniente general. Mi funcion era equivalente a la de un director de cuadros (ahora se diría recursos humanos, ¿no?) ¿Qué tenía que hacer? Tenía que buscar hombres de confianza para conducir diferentes departamentos Debía sustituir a los viejos jefes de los departamentos de la Gendarmería, la mayoria reaccionarios. Como función lo que yo hacia se correspondia a un general. Todos los jefes de departamento del Ministerio de Interior estaban en mi lista de personal.

¿Incluyendo a los jefes de prisiones?

Incluso. Pero, ¿por qué te interesa? Puede que quieras preguntarme sobre „los crímenes comunistas” y las „atrocidades” realizadas en las cárceles. Que sepa que las órdenes eran tratar a los detenidos como seres humanos. No crea las tonterias de la „memoria del dolor”.

Seguro que no creo. He visto algunos episodios que me han asqueado. Propaganda imbecil. Sigamos... ¿ ¿Cuándo se dio fin a la institución de los gendarmes?

No se con exactitud. Cuando volví a Rumanía me parece que ya no había gendarmes, eran tropas de seguridad. Yo sustituía a la gente comprometida con el antiguo régimen por gente de confianza.

Desde el principio me di cuenta de que era una espina para los ojos de Gheorghiu Dej, que no me pudo soportar nunca. En las reuniones del Comité Central de otoño de 1949 se discutió y decidió la colectivización agrícola. Yo, basándome en la experiencia de la URSS, quise que no se repitieran los errores de allí y propuse que, de momento, no se tocara la tierra de los pequeños campesinos y los pobres. Que se hicieran primero granjas modelo en las tierras del estado, tomadas de los latifundistas, y que se construyeran estaciones de maquinaria agrícola y tractores. Viendo los campesinos las ventajas del cultivo mecanizado de la tierra, se unirian voluntariamente en las Cooperativas Agricolas de Producción (CAP), y no se habrían producido abusos

No entiendo.

¿Que no entiendes? Entonces habia dos tendencias. La primera era hacer pequeñas cooperativas (GAC) con los pequeños campesinos y los mas pobres. La segunda era hacer granjas modelo en las tierras del estado con Estaciones de Maquinaria y Tractores, a traves de las cuales hubieramos atraido a los campesinos en las GAC. Nosotros estábamos en contra de la colectivización forzosa. Digo „nosotros” porque esta era la posición también de Ana Pauker, Vasile Luca y Teohari Georgescu. Esta fue nuestra famosa „desviación de derechas”.

Eligió el bando equivocado. Optó por la banda antipartido del grupo prosoviético Luca-Pauker ¿En qué relación estaba con Gheorghiu Dej?

No fue un bando antipartido. Eran camaradas de verdad, leales a la causa de los trabajadores. Con Gheorghiu Dej le he dicho antes que no teníamos apenas relación. Nu le era simpático. El era un nacionalista, no un comunista.

¿Que funcion tenía en el PMR?

Era miembro del Comité Central, con funciones de responsabilidad. Yo verificaba a los jefes de seguridad y a los aduaneros. Tenía relaciones no demasiado amistosas con la Direccion Politica del Ejercito, donde el jefe era Nicolae Ceausescu. Él fue hecho general, aunque nunca formó parte del ejército. Tuve que hablar con él sobre los informes del partido para los trabajos de responsabilidad política. Me recibió con hostilidad. Yo le propuse que se eligiera en primer lugar a los miembros de la división „Tudor Vladimirescu”, porque eran camaradas de confianza.

Pero los de la división „Horia, Closca si Crisan", ¿no eran de confianza? Tuve un amigo, un moldavo, que vino al pais con esta división. Tuvo suerte que le mandaron de nuevo a Basarabia.

Eran menos. Los de la „Tudor Vlademirescu” eran más y mejor formados. Buscábamos su origen, que fueran campesinos o trabajadores, que no fueran de familia burguesa o reaccionaria. Era importante. Volvamos a Ceausescu: al principio me trato con arrogancia; había venido un extraño a pisar su territorio. Vi desde el principio que era inculto, tartamudo y acomplejado. Tenía que ir con cuidado, porque tenía que trabajar con él, el preferido de Dej. Estoy seguro de que era comunista sólo formalmente, y en casa guardaba algún icono religioso. Debí ser diplomático. Le pedía su opinión en cada dossier y fingía estar muy interesado en ella. Esto le ablandó: le gustaba que le hicieran caso. Nuestras relaciones fueron durante el periódo 1950 - 1954 normales, de trabajo. Incluso bromeaba conmigo y yo reía sus chistes. Trabajábamos a veces juntos sobre el terreno, fuera del despacho, para comprobar como hacían su trabajo los responsables políticos.

¿Ha dicho que Gheorghiu Dej era nacionalista?

La División "Tudor Vladimirescu" entra en Bucarest,
dirigida por miembros del partido exiliados en Moscu
(Ana Pauker, Walter Roman, etc..)
En 1952, en diciembre, se dió inicio a lo que se denominó „Liquidacion del grupo desviacionista de derecha” !Seamos serios! Entonces fue apartado de la dirección del partido el grupo de verdaderos comunistas. Fué un primer golpe dado al marxismo. Desde entonces empezó la degeneracion del partido. Empezó la dictadura personal y el culto a la personalidad del primer secretario. De ahí se inspiró Ceasescu. Si Gheorghiu Dej pudo, ¿él por qué no iba a poder?

Por ello digo yo que para la causa comunista Gheorghiu Dej se comportó como un reaccionario. En lo que a mi respecta, me di cuenta tras cuatro años de residir en Rumania, desde el otoño de 1952. Mira que te digo: yo había descubierto en la direccion de las tropas de seguridad a oficiales superiores que habían participado en la represion de los huelguistas de 1933 !Estos eran hombres manchados de sangre obrera! Y habían llegado a la Dirección de Seguridad! !Vaya seguridad! Hice un informe en 1952 y se lo envié a Dej, que me dijo que esperara un tiempo hasta que se tome una decisión en la Oficina Politica. Le di el informe y me marché. El problema ya no era de mi competencia, me habia lavado las manos. Consecuencia: !Dej perdió mi informe! Mas aún, en 1954 mi trabajo fue eliminado !En el partido ya no habia necesidad de comunistas!

Fuí enviado al „trabajo de base”. Entonces, en 1954, se hicieron también otros cambios. En el lugar de Teoharie Georgescu fue nombrado en la dirección de „Securitate” a Alexandru Draghici, un trepa, incompetente y arrogante. Un paleto limitado. Con respecto a mí, me pasaron a la reserva.

¿Le enviaron al trabajo de base?, ¿Cual?

Fui transferido al Ministerio de la Industria Química, en la sección de „problemas especiales”. Me ocupe de productos secretos. Para que veas: cuando quise continuar mi vida en el partido en el nuevo puesto de trabajo, !la dirección del sector no encontró mi historial en el partido!. Tras mi insistencia, el historial se encontró, pero pasaron mas de tres meses. Mi historial habia sido cerrado. Fue enviado al archivo de los „fallecidos”.

!Extraordinario! Es decir, habia muerto mientras tanto.

Si . No se ahora quién fue el autor de aquella broma macabra.

¿Qué nos puede decir sobre „los crimenes comunistas” y los abusos de los primeros años del Socialismo?

No tengo conocimiento de nada de eso. Se trata de una invención hecha con malas intenciones. Abusos, errores, existieron, como los que ya te he comentado. Pero no crímenes. Y, si hubo crímenes, fueron realizados por elementos aislados, sin relación con la ideología comunista. El comunista es revolucionario. El comunista es el hombre verdadero, armado de la ideologia marxista, con una concepción materialista, dialéctica e histórica. El sabe que el Mundo esta hecho de materia, y la materia es eterna, no creada y siempre en continuo cambio. El movimiento, esta es la manera de existir de la materia. El cambio es dialéctico. Esta es la ley del desarollo de la materia. A través del movimiento, del cambio, la materia se desarrolla y se transforma. Nada se pierde ni nada se crea, todo se transforma. La unidad del mundo es su materialidad. El espacio y el tiempo son infinitos. La vida en sí misma es una forma de transformación de la materia. A través de su desarrollo durante millones de años, la materia ha llegado a pensar. El hombre es el mas precioso regalo de la naturaleza, porque puede pensar. A lo mejor hay otros seres pensantes en otros planetas. Puede ser.. En la lucha por una vida mejor, el hombre ha desarrollado su inteligencia. La inteligencia se desarrolla a través de un permanente movimiento.

El grado de desarrollo actual de la ciencia confirma en totalidad la materialidad del mundo, el materialismo dialéctico e histórico, el desarrollo inininterrumpido de lo inferior a lo superior, hecho incluso a saltos cualitativos.

El comunismo combate en modo científico todo lo que no es real: la religión, la teología, los mitos, el misticismo, las supersticiones, el espiritismo... Las religiones son falsas y tienen una influencia negativa sobre la inteligencia del hombre. En la mayoría de los casos la religión destruye la esencia humana, la inteligencia del hombre.

Por lo tanto, el comunista es un revolucionario dedicado al progreso social. El lucha por la libertad y los derechos sociales, arriesgando incluso su vida.

Un comunista no puede ser nunca un criminal, es es un ser humano.

¿Pero la cárcel de Sighet, donde murio Maniu? ¿Y el „fenomeno Pitesti", donde los detenidos tuvieron que comer sus propias heces? ¿Cuando vino usted a Rumanía?

Mentiras. No existieron las atrocidades que usa la propaganda anticomunista. Igual que se decía de las atrocidades de los hungaros.

¿Cómo? ¿No existieron las atrocidades de Ip y Trasnea de 1940?

Una cooperativa agrícola creada en la RPR
Entonces yo estaba en un campo de concentración. En los campos franceses. De los fascistas puedes esperar cualquier cosa. Pero no hay que confundir al pueblo hungaro revolucionario con aquellos fascistas.

Sin embargo, Corneliu Coposu, ¿has visto que bien se conserva después del golpe de estado de 1989? ?Que bien está? ¿Fue él torturado? Al contrario, ha mentido para engañar a las masas. Yo fui realmente torturando, no él. Tras su muerte algunos quieren hoy hacerlo santo. No funcionará. No fue ningún santo, fue un reaccionario. De las atrocidades del fascismo no dudo, porque las he sufrido en mi propia piel.

No creo en las atrocidades „comunistas" y mira por qué: en mi lista de personal tenía a todos los jefes de las prisiones. Puede que hayan existido a nivel local, no significativas. Si hubieran existido, yo sería el primero que lo hubiera sabido, ¿no? No existieron órdenes superiores. Ninguno de los directores de prisiones –y los conocía a todos- recibió órdenes de tratar inhumanamente a los detenidos. Esto te lo garantizo yo. Los comunistas convencían a los fascistas a través de las palabras y los hechos, no se rebajaron nunca a las torturas porque esto hubiera sido negar su ideología.

Tienes mi palabra de que algo así no existió.

¿Cuándo fue arrestado Lucretiu Patrascanu?

Cuando llegué a Rumanía, él estaba ya arrestado. Pero a mi me mintieron. Me dijeron que en el invierno 48-49 Patrascanu había traicionado al partido y que había muerto. Sufrí mucho, y puse en duda la traición de Patrascanu. Dicen que se había desenmascarado como un nacionalista pequeño burgués, diciendo lo siguiente: „Antes que comunista soy rumano”. No lo crei. No era así el Lucrecio que yo conocí, un comunista de verdad, ideólogo de la Internacional Comunista. Me dijeron que estaba ya muerto, así me dijeron. No supe que fue asesinado en 1954, por Pantiusa, un borracho, que era entonces director de la Securitate (la policia política). Descubrí esto en 1967, como todo el mundo.

¿Que sabe de la propaganda antiTito? ¿Sabe a qué me refiero?: Tito con el hacha sangrienta ...

No conozco los detalles. No era de mi competencia. Sin embargo, creo que no es así como se dice ahora. Las cosas son reinterpretadsas por la propaganda maliciosa.

¿Ni de las familias de Banat deportadas al Baragan?

Tampoco.

¿Sobre Vasile Luca, que sabe?

Cayó en desgracia. Fue perseguido y estuvo en la cárcel. Yo conozco mejor a su mujer, Betty, que estuvo también en España en las Brigadas Internacionales, y formó parte del Comite Central del Partido Comunista de España. Ella me entregó mi carnet de miembro del PCE. Ironías del destino. Ella tambien fue perseguida despues de 1953. Trabajaba como obrera en una fábrica de medicamentos. Habría podido ocupar trabajos de responsabilidad. Era una mujer inteligente, culta, entregada a la causa de la construcción del Socialismo en Rumania. Una verdadera comunista.

Entramos ahora en otro periodo de su vida: la química ¿Cuánto tiempo duró?

18 años, de 1954 a 1972. Entonces me jubilé como director adjunto del combiando químico ICECHIM. Realizamos una intensa actividad para el desarrrollo de la industria química.

¿Tiene hijos?

Si. Además de mi hija gaseada en Auschwitz , también tengo a Vladimir, ingeniero mecánico, nacido en 1951.

¿Cuando se casó?

Gheorghiu-Dej con Jruchev, tras el comienzo
de la desestanilización
En 1949. Me divorcié en 1958. Mi hijo se quedó conmigo. Me casé de nuevo y adopté al hijo de mi segunda esposa, Florin. El trabaja en la óptica miltar IOR, es coronel. Con mi segunda mujer conviví hasta 1966, cuando me divorcié de nuevo. Con mi tercera mujer, Elena Petre, la relación fue mas estable. Vivimos juntos 25 años, hasta 1996, cuando murió por sus problemas de corazon. Yo crié a sus dos hijos. Así que puedo decir que tengo cuatro hijos. De ellos tengo 5 nietos.

Una pregunta que me obsesiona desde hace tiempo: ¿Cuando aparecieron en Rumanía las „shop”, las tiendas donde solo tenía acceso quien podía pagar en divisas? Yo creo que contribuyeron mucho a la caída del socialismo en Rumanía. Mas aun, creo que tuvo la idea de crearlas algun agente del imperialismo...

No se. Creo que le das demasiada importancia. Según mis análisis, el partido empezó a no ser mas una fuerza revolucionaria de la sociedad desde 1952, la fecha en que comienza la expulsión y aniquilación de los grupos de comunistas internacionalistas. Tras aquello, la evolución hacia el capitalismo era bastante previsible.

¿Cuáles son en su opinión las causas de la caída del Socialismo en Rumanía?

Los clanes, los privilegios. Principalmente, la nomenclatura, heterogénea y con mentalidad pequeñoburguesa. Tras 1975 su influencia negativa se acentuó. Había prosperidad y empezó la decadencia.

Tenéis razon, hasta el terremoto (1977) se vivía bien en Rumanía. Fue probablemente la época de oro del pais. Cuando yo empecé la facultad, nadie tomaba clases particulares, aparte de los tontos. La industria de las clases particulares se desarrolló despues de 1975 al compás de la elitización de la sociedad. He vivido tambien yo de ella. El resultado fue que la proporción de campesinos y jóvenes pobres en la facultad fue descendiendo poco a poco. Hoy tampoco me explico este fenómeno, aparecido rápidamente. En 1977 ya daba clases a diez alumnos, mitad de ellos no eran nada tontos.

Hubo ademas otros factores económicos. No se respetaron las leyes de la redistribucion según criterios socialistas. Pensemos en el acuerdo global, introducido despues de 1975. Yo lo llamaría crimen ¿Cómo es posible que un hombre trabajador y un vago ganen el mismo sueldo? ¿No le transformas en vago tambien al trabajador?

No se respetó la ley de sustitución de los medios, no se procedio a la retecnologización de la industria, por lo que se limito el progreso tecnológico.

No se respetaron las leyes del desarrollo de la sociedad humana, el materialismo histórico. Dominó la mentalidad pequeño burguesa. Se descuidó la educación marxista, cuyo objetivo es que el hombre sea consciente de su rol en la construcción del comunismo.

Y sin embargo, en los 45 años de construcción del socialismo (!yo no pongo comillas!) se han hecho logros importantes. Las ideas de base fueron correctas, es decir, las ideas de la propiedad socialista sobre los medios de producción. Todo lo positivo que se ha realizado en la construcción comunista se debe a la propiedad socialista, lo que permitió que la plusvalia se invirtiera en edificaciones sociales: escuelas, hospitales, asistencia médica gratuica, lugares de ocio y cultura, enseñanza, etc...

Los rumanos no van a disfrutar en mucho tiempo de aquellas condiciones. Una industria moderna, una agricultura de regadio, disminución de la jornada de trabajo, el metro, la Casa del Pueblo, los canales navegables hasta el Mar Negro... Se construyó para el bien colectivo lo que otros hacen en cientos de años. Cuando piensas de donde se partió, de una población mayoritariamente rural, semianalfabeta, extremadamente pobre, te preguntas qué otro sistema hubiera podido enorgullecerse de semejantes realizaciones...

La Republica Socialista Rumana. El partido
ya habia dejado de ser una fuerza revolucionaria.
¿Hubo causas externas?

Seguro. Fue una traicion de Gorbachov, la guerra fria, Ion Pacepa.... Pero no fue determinante. Lo mas determinante fueron las causas internas. Fue un complot preparado con minuciosidad por los traidores nomenclaturistas que han saqueado después el pais, y que metieron la mano en los bancos occidentales, pero que no podian disfrutar de sus privilegios. Ellos dieron el golpe de estado criminal de diciembre de 1989. Despues, se han ido repartiendo durante diez años la dirección del pais, y lo han destrozado. Han vendido el pais por nada, han destruido la agricultura, han acabado con la industria, han realizado un vulgar robo. En base a este robo se produjeron las privatizaciones, en realidad un acto de traición al país. Nos han llevado al desastre económico. Estamos ahora a expensas de la misericordia de los grandes magnates y grandes fortunas del exterior. sometidos al imperialismo norteamericano.

Me pregunto muchas veces si somos todavia un país independiente, o realmente somos una colonia.

¿Cómo explicais la caída del antiguo Partido Comunsita de Rumanía? Pienso en el hecho vergonzoso de que en 24 horas no ha quedado nada de un partido de tres millones de militantes. ¿ Por qué nadie de la dirección del partido tuvo el coraje de reorganizarlo en 1990?

Por la influencia de la burguesía interna y externa. Por la mentalidad pequeño burguesa de los miembros del partido, en especial sus dirigentes. La dirección fue acaparada por nomenclaturistas pequeño burgueses, que nunca fueron en realidad comunistas ¿Cómo se llega a esta situación? A través de la liquidación del grupo comunista internacionalista del Partido del Trabajo de Rumania (PMR) en 1952.

Despues se extendió la corrupcción. Tras 1975 los trabajadores de las fábricas de producción alimentaria comenzaron a robar los productos y a llevarlos a casa. Se institucionalizó el robo, con un fondo de descomposición moral, de falta de cosciencia social. El Partido dejó de ser una fuerza revolucionaria. No creo que tras 1975 se haya inscrito algún comunista de verdad en el PCR. Los activistas destacaban por su codicia, su falta de dignidad, y hacian diferentes negocios. Asi me explico yo la situación.

Y digo algo mas. Tras jubilarme, en 1972, siempre fuí elegido secretario de organización de las organizaciones de pensionistas. Teníamos mas de 200 miembros. Ninguno venía a las reuniones. En 1975 enviaba informes al Comite Central en los cuales hacía diferentes propuestas para potenciar la participacion de los activistas jubilados. Llamaba la atención sobre la falta de formación marxista de los miembros del partido, en especial de los que tenían funciones de dirección. ¿Tu sabes que los primeros secretarios de sector ni siquiera habían leido el Manifiesto Comunista? No sabían mas que transmitir las „indicaciones” de sus superiores a los camaradas.

¿Efecto? Ningún efecto. Indiferencia total.

¿Sabe que en 1991 alguien intentó reorganizar el PCR?

No. No tengo conocimiento de ninguna acción seria en este sentido.

Hablo de las acciones de mi hermano, Virgiliu Zbaganu, desde junio de 1991.

No he oido nada de esto. Yo me inscribí en 1990 en el Partido Demócrata del Trabajo, donde se refugiaron los viejos activistas de los años 50 que conocía. Soy miembro fundador. En 1990, noviembre, se fusionó con un grupo de activistas mas nuevo dirigido por Ilie Verdet. Asi que fui militante durante un tiempo del Partido Socialista del Trabajo (PSM). Me retiré de este partido en 1995, y me reinscribí en el Partido de los Trabajadores de Rumania (PMR). !Mira como gira la rueda! Ahora soy de nuevo miembro del Partido Socialista del Trabajo (PSM), porque ambos se fusionaron.

He llegado a la conclusión de que en la coyuntura política actual, ningún partido es bueno. Todos no hacen otra cosa que enfrentar al pueblo. Los partidos de hoy sirven a los intereses de los grandes magnates del dinero y a los multimillonarios del mundo. En primer lugar, a los intereses del imperialismo norteamericano.

El pueblo trabajador tiene necesidad de un partido de vanguardia con ideología marxista, consciente de su rol. El rol de un partido de vanguardia no puede ser otro que el de coordinar el derrocamiento por el pueblo del sistema capitalista y la construcción del socialismo.

De semejante movimiento tenemos necesidad especialmente ahora, cuando por la globalización la riqueza se concentra en menos manos y la pobreza se extiende, incluso en los paises capitalistas mas desarrollados.

Vivimos la época del apogeo del imperialismo capitalista y de la globalización de la pobreza en todos los paises capitalistas de la tierra"


El original de la entrevista en rumano se puede leer AQUÍ

3 comentarios:

vgeorgicas dijo...

L-am intilnit o data si eu pe Andrei Micu.

APH dijo...

Excepcional documento!

Disidente del Capitalismo dijo...

Después de leer esta increíble entrevista a un verdadero comunista me parecen interesantes ciertos hechos relatados ¿quiénes y por qué purgaron el PMR? ¿de dónde vino tal orden? ¿y Rajk?
Realmente Andrei Micu parece confirmar una serie de sospechas que muchos tenían (o teníamos) sobre los procesos que se vivieron en los PCs de los países socialistas a principios de los '50. Todavía entre ciertos círculos se trata a László Rajk como un traidor que merecía aquella terrible suerte a manos de Rákosi, al cual aún lo alaban como un héroe.
No todo ha sido propaganda "trotskista" ante ciertos hechos ocurridos, claro, pocos están para contar la historia desde una optica diferente a la antigua nomenklatura.

Saludos y gracias por traducir está gran entrevista.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...