sábado, 28 de enero de 2012

La sombra de Ceausescu cada vez mas larga ( El Pais lo cuenta a su manera)

El diario El Pais ha publicado hoy un artículo que titula  La sombra de Ceausescu seduce a los rumanos, en el cual se hace referencia a una subasta de artículos pertenecientes antes de 1990 al pueblo rumano y que fueron regalados por autoridades extranjeras a su presidente, Nicolas Ceausescu.

Entre los adjetivos que el manual de estilo periodístico (por llamarle de alguna forma) exige a cualquier medio de propaganda anticomunista que se precie, los mercenarios de la pluma de la multinacional PRISA han llamado al que fue jefe de estado de Rumania durante 25 años "dictador", "sátrapa", y otros dogmas similares, tan apropiados para los regímenes que hoy gobiernan como les viene en gana a sus ciudadanos en los paises occidentales y que usan tan facilmente la porra contra sus subditos y las bombas de uranio enriquecido para todo aquel que no quiere salir en la foto con el emperador (aunque El Pais, en estos casos, no diga nada de nada)

Es cierto que el dia del aniversario de Ceausescu, en el que habría cumplido 94 años si los que se hicieron con el poder no le hubieran fusilado sin juicio sin oportunidad de defenderse tras el golpe de estado de diciembre de 1989, se ha celebrado una subasta de una serie de regalos de lujo que recibió el estado rumano como muestra de amistad de otros pueblos, aprovechando el momento de crecimiento de las opiniones favorables hacia el pasado comunista por parte de los rumanos, despues de dos decadas de infierno en lo que se convirtió lo que iba a ser, segun los golpistas, el "paraiso capitalista".

Esto último no lo ha podido negar ni siquiera el diario español, gran modelo de propaganda sistemica de los regímenes totalitarios que se autodenominan democráticos (porque de vez en cuando los ciudadanos pueden elegir entre dos o tres partidos con siglas diferentes y ideologia similar), aunque, por supuesto, lo hace burlandose de lo que piensan los ciudadanos (igual que suele hacer en España, cuando esto no conviene a sus dueños).

Así, hablando de los años 70, cuando Rumania, como el resto del este europeo, era uno de los paises donde mayor bienestar social y economico habia en toda Europa (y comparado con, por ejemplo, España, verdaderamente era ciertamente un paraiso), El País intenta hacer pasar a la conocida por los propios rumanos como "Época de Oro" como una etiqueta irónica, cuando en realidad casi todos reconocen, incluso muchos de los recalcitrantes defensores del capitalismo, que quizas fue el mejor  tiempo vivido por el pueblo rumano en su historia, tanto por su situacion economica como por lo social. Pero eso a El Pais no le interesa demasiado, pues lo que conviene, para auyentar el fantasma del comunismo y el peligro que este conlleva a los parasitos que controlan los medios de produccion y de informacion y viven del trabajo ajeno, es ridiculizar los hechos para despojarles de lo que tienen de rotunda realidad.

Retrato de un trabajador leyendo el diario Scanteia
Precio de salida, 4000 euros
Pero por mucho que se intente pintar de cómico, lo cierto, y no puede negarlo ni siquiera El Pais, que también lo cita en su articulo, es que "veintidos años después desde la ejecución del sátrapa, hay nostálgicos que reivindican su figura. Un 60% de la población asegura que se vivía mejor bajo el comunismo desde el punto de vista económico según se desprende un sondeo del Instituto de Investigación de los Crímenes del Comunismo (IICCMER)" (notese que la mayoria del pueblo rumano es, para el diario, un grupo de "nostalgicos" que añoran al "sátrapa" ejecutado, y por supuesto, no tienen que ser tenidos en cuenta).

Y con el objetivo de llevarles la contraria, porque unos miserables ciudadanos nunca pueden tener razon (asi es el pensamiento "democratico" de estos herederos del fascismo), El Pais se dedica, sobre todo, a ennegrecer todo lo que añoran la mayoria de los rumanos. Asi, para el mercenario de la pluma que escribió el artículo (sin duda amenazado, directa o indirectamente, con el despido por el Consejo de Administracion) este "régimen comunista, uno de los más crueles y violentos de la Europa del Este", o  "El cizmar (zapatero, por su profesión) se convirtió en un tirano que martirizó a su pueblo y lo castigó hasta la miseria, al borde de la hambruna".

Notese que El Pais repite y repite los topicos del manual del buen anticomunista, sin, por supuesto, ofrecer pruebas ni datos de tal crueldad y violencia, cuando, al contrario, los rumanos se acuerdan de aquellos años como dias de bienestar y paz, y solamente recuerdan con un poco de mal sabor de boca la ultima decada, después de que en los años 80 Ceausescu, intentando reparar su error de haber pedido dinero prestado a las mafias internacionales capitalistas, decidiera devolver su deuda a marchas forzadas para, y eso pocos lo dicen en sus articulos sobre Rumania (porque posiblemnente no se publicarian), conseguir convertir al pais en autosuficiente, capaz de producir y exportar casi de todo y no depender de nadie para crecer (de hecho, la gran obra civil del periodo socialista, la Casa del Pueblo, el edificio mas grande de Europa, fue construido totalmente con herramientas, recursos y mano de obra rumana).

Notese también que El Pais no puede soportar, y en eso se nota la rabia de los capitalistas y sus cortesanos, incapaces de aceptar que los obreros pueden hacerse cargo de todo el proceso productivo e incluso de gobernar un pais, que Ceausescu fuera zapatero de origen, para ellos una peligrosa demostracion de que el poder no tiene porque pertenecer a los que estan presuntamente mas preparados en las academias y universidades, tradicionalmente miembros de la burguesia o la aristocracia.

El diario termina considerando que "la inmensa mayoría de los rumanos vitorearon su muerte (de Ceausescu y su esposa) tras ser ejecutado y celebraron el nuevo rumbo político y económico del país", aunque, curiosamente, pocos obreros salieran a las calles en los dias de la mal llamada Revolución, y muchos menos se implicaron en el futuro politico del pais, pues como en todo golpe militar que se precie, la violencia y el miedo fueron la estrategia aplicada para que pocos salieran de sus casas, mientras los militares y los supuestos y nunca identificados "terroristas" asesinaban aleatoriamente a los que caminaban por la calle independientemente de que se manifestaran o simplemente fueran a trabajar.

El Pais dice lo anterior como si los obreros hubieran compartido el magnicidio (con la tecnica comun de la oligarquia criminal de extender la responsabilidad de sus delitos contra la humanidad a todos los ciudadanos), a pesar de que nadie les preguntara, no solo por las prisas de quitarse de enmedio a un Ceausescu que dejo claro que no iba a traicionar a su pueblo y a sus principios socialistas, y que incluso murió mirando a sus asesinos mientras entonaba "la internacional", tampoco les preguntarian ahora en las cuestiones importantes.

Aun asi, como digo, el ataque brutal del diario español contra el Socialismo rumano tiene que hacer concesiones ante la evidencia de que el capitalismo, como en todo el mundo, ha fracasado en Rumania, donde cada vez hay mas ciudadanos que echan de menos aquellos tiempos donde el trabajo era un derecho y la dignidad de las personas estaba garantizada por los servicios publicos,  el desempleo era un concepto de ciencia ficcion y la miseria un cuento cuyos protagonistas eran solamente occidentales. Por eso el que escribió el articulo no pudo evitar reconocer que los taxistas de Bucarest estan defraudados por el régimen capitalista, aunque, evidentemente, no se trata solo de los taxistas.

Regalo del pueblo socialista chino al rumano,
siendo presidentes Mao y Ceausescu, vendido por 12.000 euros
Por ultimo, y para seguir identificando la causa del resultado de las encuestas y del descontento del pueblo rumano con sensaciones como "nostalgia" o "cosas de viejos", El  Pais relaciona el auge de esta "moda" con la subasta de los regalos que fueron propiedad del pueblo rumano antes de 1989, y que hoy esta en manos de diferentes coleccionistas privados (como la gran parte de la antigua riqueza nacional), y olvidando que la organizacion de esta subasta es solamente un negocio, y que los compradores de estos productos no han sido, ni mucho menos, los pensionistas rumanos con ingresos inferiores a 200 euros al mes, o los trabajadores cuya media salarial no pasa demasiado los 300 euros netos mensuales. 

El lote de regalos sacados a subasta incluia una estatua de bronce de un yak del líder chino Mao Tse-Tung, una pluma Elite, obsequio del emperador Hirohito en la visita de Ceausescu a Japón en 1975, una pareja de palomas de oro plateada, que le entregó en 1977 el último sah de Irán, Reza Pahlevi, pieles de tigre y leopardo obsequiados por otros pueblos comunistas de Asia o Africa, etc... El destino de estos tras el golpe de estado de 1989 fue el mismo que el del resto de los logros sociales y economicos del pueblo rumano desde 1948, tras la proclamacion de la Republica Popular Rumana, luego transformada en Republica Socialista de Rumania con la eleccion de Ceausescu como jefe de estado: ser saqueados por los que se apropiaron de los medios de produccion, los recursos y la riqueza de los rumanos.

La subasta celebrada ayer, con la excusa del cumpleaños de Ceausescu, no tiene nada que ver con el cada vez mayor reconocimiento de los ciudadanos de Rumania a los exitos sociales y economicos del Socialismo, que logro que todo ciudadano rumano por el mero hecho de serlo tuviera derecho a estudios universitarios gratuitos, atencion medica de calidad, un trabajo decente, vivienda accesible y a otros privilegios que hoy son para la mayoria, cada vez mas inaccesibles.

Aunque El Pais eso no lo cuente, la subasta tiene que ver, principalmente, con el saqueo que viene sufriendo el pueblo rumano durante las dos últimas decadas de régimen capitalista, y que, lamentablemente, y a pesar de que la mayoria de los rumanos quisieran que los tiempos del Socialismo volvieran, amenaza con continuar agrediendo al pueblo rumano durante bastante tiempo...

Y por supuesto, El Pais no es el único medio de propaganda capitalista que da la noticia de manera similar..:

video


10 comentarios:

Anónimo dijo...

No se tenian que vender lo que era del pueblo,pero como otra vez los judios sionistas que estan en el poder(miren las biografias Basescu,Isarescu, Patapievici, Culcer.....) han hecho lo que hacen desde hace 22 años.

Y por cierto no he visto a tus colegas por la Plaza de la Universidad

C. Marat dijo...

Anónimo dijo: "No se tenian que vender lo que era del pueblo" // Si eran regalos a Ceausescu eran su propiedad personal. Fidel Castro ha acumulado miles a lo largo de su mandato, y casi todos están ahora en el Museo de La Habana.

"los judios sionistas que estan en el poder" // ¿?

-------------

Esta noticia me hace acordar a una subasta que hubo en Hungría (país que actualmente es prácticamente una dictadura) de cosas del antiguo período socialista. Lo que más se vendieron fueron los retratos de Matyas Rakosi, comprados más que nada por gente que eran niños cuando él gobernaba, y, como se sabe, siempre se le guarda un cariño especial a la época de cuando uno fue infante.

Anónimo dijo...

Un artículo primorosamente elaborado, gracias José Luis.

Blas.

Anónimo dijo...

con esto quieres decir que Ceaucescu era un santo? al final todo lo que se dice de su régimen no es cierto?

Jose Luis Forneo dijo...

¿Un santo? ¿Crees que Ceausescu creia en esas gilipolleces? Si lees el blog habitualmente veras como Ceausescu no era un santo, sino un dirigente (con bastante poco poder, por cierto, como todos los paises socialistas donde el poder suele ser colegiado, aunque solo uno ponga la cara) con muchos errores (aunque el sistema que defendia fuera mucho mas humano que el capitalismo)

Nicolae Nicu dijo...

"La sombra de Ceausescu seduce a los rumanos" es un artículo miserablemente, dibujado en Rumania, de Instituto de Investigación de los Crímenes del Comunismo, que es una agencia anticomunista y antirumano de la influencia de la política, una rama de la institución similar en Moscú financiados al Oeste. ¿Por qué no recordar el artículo y la amistad entre el presidente Nicolae Ceauşescu y el Rey Juan Carlos? Sobre sus visitas a Madrid y Bucarest? ¿Por qué prensa españoles palos de la cabeza como de avestruz en la arena?

Riot dijo...

Querido Jose luis,

Me permito comentar aquí ya que viajo a Rumanía en un par de días y tu blog ha sido una maravilla que he estado explorando durante días, motivante, lleno de información interesante y necesaria. Me gustaría, si pudiera ser, que me recomendaras que no he de perderme del Bucarest Comunista, ya que mi viaje es básicamente enfocado a recordar e investigar sobre aquello.

Un afectuoso saludo de una vallekana de adopción, comunista y comunera, aunque ahora me halle en el exilio europeo también. Salud!

Jose Luis Forneo dijo...

Hola Riot

Gracias por seguir el blog. De lo que queda del Bucarest comunista te recomiendo el edificio Casa Presei (regalado por la URSS y a imagen de la Universidad Lomonosov de Moscu), y donde todavia se ven hoces y martillos en su arquitectura; el mausoleo de lideres comunistas en el Parque Carol (donde quedan las lapidas de las tumbas pero los cuerpos fueros sacados, y de donde se ve una bonita vista de la ciudad), el Museo del Campesino en Plaza Victoria, donde en la planta baja quedan algunos restos del antiguo Museo del Partido Comunista, que estuvo en el edificio hasta el golpe de estado y, el edificio del Comite Central, aquel en el cual se daban los discursos y de cuya sede los generales golpistas se llevaron a Ceausescu para, mas tarde, ejecutarlo.

Poco mas, salvo el ambiente, los grandes bulevares de estilo comunista, con espacios para la gente hoy invadidos por los coches, algun mosaico como el de la parte trasera del Museo del Campesino, o alguna fabrica con restos de graffitis del partido...

¿Cuando vienes? Si me avisas con tiempo y tengo ratos libres, podemos quedar.

Un saludo

Martin dijo...

Tal vez una de las razones que explican este artículo es que el autor haya recurrido a la hemeroteca de El País para ver lo que sucedió hace veintidós años. Si lo ha hecho así, se habrá encontrado con referencias a fosas comunes con miles de civiles asesinados, terroristas árabes apoyando a la Securitate, o huérfanos asesinos que fueron entrenados desde niños para formar esta policía tan macabra, a las órdenes de la malvada Elena -la mujer siempre peor-. Informaciones que luego se demostraron muy distantes de lo que hoy dicen los historiadores, pero que El País apenas se ha preocupado de rectificar desde entonces. Es más, veintidós años después sigue alimentando la leyenda del sátrapa-vampiro.

Podría el autor haber completado el artículo con la lectura del libro de M. Castex (Un messonge gross comme le siècle) o R. Portocala (Autopsie du coup d'état roumain), y así se nos haría más entendible la nostalgia a la que se refiere. Y lo digo con todo el respeto, con ganas de aportar algo al debate.

Jose Luis Forneo dijo...

Pues si, el autor del articulo de El Pais (reciente) echa mano a los medios de propaganda oficial. La realidad, a pie de calle, y no solo en los libros, sino en la misma calle de Rumania, me refiero, es muy diferente. Sobre Rumania se mintio tanto como se hace hoy sobre Libia o Iran. Lo mismo de siempre.

Saludos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...